Cathonys

Cathonys
Mushofutbol

divendres, 9 d’octubre de 2015

Cap. 2197: Pep, manifiesta su deseo de jugar con la Seleccion Catalana

No entiendo lo de las polemicas con Pique, en su día Pep aún fue más claro y solo ahora se le critica por unas declaraciones que ya hizo, cuando era jugador del FC Barcelona. El 9 de octubre de 1998, Pep declaraba para la prensa que estaría dispuesto alinearse con la selección de Catalunya en el supuesto de que un día pudiera contar con un combinado propio. Tenía clara cuál sería su postura; mucho menos clara veía la posibilidad de que ese proyecto salve todos los obstáculos y sea algún día una realidad. "Soy catalán, de Catalunya. Por tanto, si hubiera una selección catalana, jugaría en ella" [...] Animo a le gente a que dé los pasos para sacarla (a esa selección) adelante. Como catalán que me siento, sería un placer estar en una selección catalana, aunque es algo complicado y difícil que parece que va para largo". [...] "No me parece que lo sea tanto, aunque desconozco cómo está el tema" [...]. Se le preguntó porque no había firmado esa propuesta... "Lamento la falta de rigor", dijo, "porque como veis (los periodistas) estoy dando mi apoyo".
No he entendido como nunca se le silbo, porque si ha habido un jugado claro y que ha ido de cara a ese sentimiento es Pep, puede gustar más o menos pero esa es la realidad.

Cap. 2196: Joan Gaspart, lee la "cartilla" a los jugadores

El 9 de octubre de 1980, Joan Gaspart hablaba en el almuerco con Ladislao Kubala y su ayudante César Rodríguez. Basicamente era un almuerzo de consulta en el que volvia a tratarse la situación del equipo. Kubala ratificaba el informe facilitado días antes a la Junta Delegada y Joan Gaspart le anticipo lo que más tarde trataría con los jugadores. Aunque, Kubaka seguia al frente del equipo, era consciente, de que era más fácil echar a una persona que a veinte.
Más tarde llegaría, la "hora de la verdad". Durante casi 3 horas ante todo el plantel, Joan gaspart cuestiono el rendimiento de los jugadores así como el de Kubala. La respuesta de los componentes de la plantilla no hizo sino reforza su confianza en Kubala. A pesar de esa "bronca" el equipo siguió sin dar la talla y la solución que encontro la Junta de Nuñez fue el cese de Ladislao Kubala y como remedio de urgencia, el entrenador seria Helenio Herrera, el mítico entrenador de finales de los '60 en el equipo blaugrana

Cap. 2195: Amistoso contra el Nastic

El 9 de octubre de 1979, el Barcelona jugaba un amistoso en Tarragona, ante el equipo loval. El partido se había fijado como contraprestación al fichaje de Vicente Amigó (que incluso hizo el saque de honor). Su eclosión como guardameta se produjo en la temporada 1977/78, en 3º división. En la siguiente, el FC Barcelona lo fichó por 12 millones de pesetas, más este partido de compensación. La mala suerte hizo que el tiempo no acompañara y apenas una media entrada en el Nou Estadi, lo que aportaría otro millon más a las arcas del Nastic.

Gimnastic Tarragona - FC Barcelona 1-1
Nastic: Blay, Sarabia, Loren, Santiago, Cunillera (Mon), Vilches (Gallego), Martinez (Campabadal), Guti (Parejo), Palanca (Bueno), Nando (Ramon), Emilio.
Barcelona: Artola (Llangostera), Ramos, Olmo, Canito (Estella), Serrat, Zuviria, Tarres, Rubio, Rexach, Krankl (Mir), Carrasco.
Goles: 1-0 Vilches, 1-1 Mir.

Cap. 2194. La Lazio, se niega a jugar contra el Barcelona

En la temporada 1975/76 el Barça jugaba la Copa de la UEFA. El rival, en dieciseisavos de final, fue el Lazio de Roma. El partido de ida se debía disputar en el Estadio Olímpico de Roma, el 22 de octubre de 1975, pero no fue así porque el Lazio se negó a jugar, por lo que el Barça fue declarado vencedor del encuentro por 0 goles a 3. Estos son los hechos de porque esa negación y sus consecuencias.

En toda Europa se sucedían las protestas contra el régimen dictatorial del General Franco, régimen que ya estaba dando los últimos coletazos. Italia no era una excepción. El clamor internacional levantaba la voz una y otra vez para que en España se instaurara una democracia después de 40 años de dictadura. La gota que colmó el vaso fueron los fusilamientos el 27 de septiembre de 1975 de 3 miembros del FRAP y 5 de ETA, condenados por haber asesinado a varios policías. El gobierno de Franco, a pesar de no fusilar a 6 condenados más, entre ellos 2 mujeres embarazadas, fue fuertemente criticado.

El martes 7 de octubre saltó la noticia en Italia: "El Lazio puede no jugar el partido contra el Barcelona el próximo día 22 ante las amenazas de los extremistas de izquierda y de derecha". Los de extrema izquierda prometieron que el partido no se jugaría porque no lo iban a permitir, en protesta por la situación política española, y los de extrema derecha prometieron represalias si el partido no se jugaba. En definitiva, estas amenazas y la posibilidad de que se produjeran incidentes extradeportivos durante el encuentro hicieron que el Lazio se planteara la cancelación del partido.

El presidente del Lazio, Umberto Lenzini, era partidario no jugar el partido. Los jugadores italianos, en cambio, eran partidarios de jugarlo. Así lo hizo público el capitán del equipo, Giuseppe Wilson, que habló en representación de la plantilla. A pesar de todo, el día 9 de octubre el Lazio se retiró definitivamente. Lenzini prefería la eliminación, la descalificación y la multa, antes que arriesgarse a unos incidentes de magnitudes imprevisibles. Una vez más la política pudo con el deporte.
Artemio Franchi, presidente de la UEFA y de la Federación Italiana de Fútbol, fue el que se mostró más crítico con el gobierno español: "Estoy trabajando para construir un frente unido que aisle el fútbol español del resto de Europa". Estas declaraciones, aparecidas en el rotativo "Paese Sera", fueron desmentidas posteriormente por un portavoz del organismo europeo, pero ya estaban en boca de todo el mundo. Huelga decir que se recibieron como un golpe bajo en los medios de comunicación españoles, que destrozaron sin piedad al dirigente italiano, culpándole de que el Lazio se negara a jugar el partido de ida. A pesar de todo, la decisión del club romano fue matizada por el gobierno italiano. Así, el Ministerio de Asuntos Exteriores italiano puso de relieve que el gobierno no había influido para nada y también que "las relaciones entre los dos países son normales".

En la reunión del martes 14 de octubre, en Berna, la UEFA le exigió a la Federación Italiana la confirmación de la renuncia. Podría surgir una nueva fórmula de emergencia: aplazar la eliminatoria o jugar en un campo neutral y sin público. El Barça estaba dispuesto a aceptar ésta segunda decisión. Viena era la ciudad escogida para jugar el partido y el árbitro sería el belga Delcourt. Tampoco prosperó esta solución y la UEFA otorgó un 0-3 al Barça, entrenado por aquel entonces por Weisweiler, y en el partido de vuelta los goles no tendrían valor doble en caso de empate.

Al Barça no le gustó este asunto y hubiera preferido jugar en Roma, pero lo que sí que tenía claro es que no iba a renunciar al partido de vuelta en Barcelona, ya que había redactado el presupuesto de la temporada teniendo en cuenta ese partido. Por otro lado, al Lazio le convenía jugar el partido de vuelta para ahorrarse una indemnización económica al Barça y la sanción que le habría impuesto la UEFA. Sea como fuere, el Lazio jugó el partido de vuelta. El resultado fue de 4-0 a favor del club blaugrana, con goles de Sotil, Cruyff, Neeskens y Fortes.

Cap. 2193: "Manita" en el Parque de los Principes

El 9 de octubre de 1974, el FC Barcelona jugaba un amistoso en el Parque de los Principes de Paris, ante un combinado del Stade de Reims y el Paris Sait Germain. El encuentro estaba organizado por Sindicato de Periodistas Deportivos Franceses. Los jugadores franceses obsequiaron con botellas de champáng a los jugadores blaugrana antes de iniciarse el encuentro. En una jugada fortuita chocaron Gallego y Bianchi por lo cual ambos serian retirados en camilla. El juego estuvo parado cerca de cinco minutos. Y es cuando se produce una "escena desagradable". El Presidente del Stade de Reims, equipo en el que jugaba Bianchi, nadie sabe por qué estaba en el césped. Con un ataque de nervios e intentaba agredir a Gallego, que estaba siendo atendido por el doctor Borrell. Tuvo que ser detenido por los "gendarmes" e incluso debieron intervenor los jugadores franceses para reconducir los nervios del sujeto en cuestion

Selección de Paris - FC Barcelona 1-5

Paris: Aubour, Masclaux, Novi, Laraignee, Brucato, Bauda, Krawczyk (Doggliani), Santamaria, Bianchi (Laporte), Lech (Durand), Dahleb.
Barcelona: Sadurni, Rife (Albaladejo), Gallego (Tome), De la Cruz, Torres, Costas, Clares (Heredia), Juan Carlos, Cruyff, Sotil (Rexach), Marcial.
Goles: 0-1 Cruyff, 0-2 Marcial, 0-3 Cruyff, 1-3 Bianchi, 1-4 Marcial, 1-5 Heredia