Cathonys

Cathonys
Mushofutbol

dimarts, 11 d’octubre de 2011

Mourinho: "En el Camp Nou nos provocaron"

SPORT.ES 
Sin ninguna pizca de arrepentimiento. El 'dedazo' de Mourinho fue un acto instintivo y natural. Eso es lo que el técnico luso piensa de su acción ante Tito Vilanova en el lamentable episodio ocurrido en la Supercopa.
En una entrevista concedida al diario turco 'Hurriyet', Mourinho afirma haber sido provocado como justificación de su acción posterior. "El fútbol significa emoción y a veces te provocan. En algunas ocasiones reaccionas y en otras no. Pero en el caso que nos ocupa, ellos nos provocaron. Sí, pude haber actuado mal, pero actué de forma natural", sentenció.
En la conversación, el técnico portugués admitió que conseguir su tercera Champions es el gran objetivo de su paso por el conjunto blanco con el que quiere inscribir su nombre con letras de oro en la historia del fútbol. "Me gustaría ganar mi tercera Champions League con mi tercer equipo. De esta forma, mi nombre tendrá un lugar especial en la historia del fútbol. Lo conseguiré", promete
Por último, Mourinho se definió como "icono del fútbol" y afirmó que por ese motivo es complicado gestionar las relaciones dentro del vestuario: "Ellos se ven a sí mismos como iconos del fútbol y ellos me miran y ven también a un icono del fútbol. Me ven igual que a ellos. No es fácil manejar un vestuario así si no eres un icono del fútbol, no hay diferencia en el estatus entre ellos y yo", concluyó.
-----------------------------------------------------------------------------------------------------------
La "verdad" pienso que ahora miles de "fumadores del cigarrillo" de la risa, estaran colapsando su movil y es que la su proveedor debe ser la hostia.
Pienso que "Llourinho" a pesar de todo tiene su parte de razón, si eres un imbécil, cínico, resentido y acomplejado lo natural es actuar como un imbécil, cínico, resentido y acomplejado metiéndole el dedo en el ojo aun compañero de profesión, o ese día el que debió pasar el "control antidoping" debió ser él, por que esto solo ocurre cuando uno entrena a un equipo que no pasa del segundo puesto, y es lo que le jode a Llourinho, a día de hoy... Todo el mundo habla del Barça y Pep y lo hacen hablando de maravillas, de él y de su equipo con odio. Y el odio al Madrid, ha sido solo gracias a él, hasta hace poco eran muchos más los simpatizantes del Madrid y poco a poco, han preferido a un equipo que entiene el futbol como un deporte. Eso como  otros deportistas, la culpa siempre es de los demas, no de su egocentrismo...
Llevan meses la "central vinagrera" buscando una sola imagen de esas provocaciones y ni recortando fotogramas, ni con la infografía e incluso utilizndo el photoshop han podido conseguir una mísera prueba a la que agarrarse.Provocaciones contínuas i gratuitas lleva haciendo Mou, frustrado por fue descartado por el Barça y que el club prefirió a un "novato", antes que a un egocentrico paleto que sigue son sus manias persecutorias, desde que llegó. Su egolatría y "madridismo" quedan retratados: sólo les quiere para entrar en la historia ganando 3 champions con equipos diferentes...
Y a lo mejor como con el Chelsea y gastando millones, y milones de €, se queda en eso en un intento abortado, por que encuentra a un equipo que no es solo superior técnicamente, sino futbolisticamente... Cuando alguien no dejo de ser un "mediocre" jugador, que solo jugaba al futbol en el patio del cole por que era el dueño del balon, eso crea un resquemor a los demás, gracias a eso, se esta convertiendo en un mediocre entrenador

La Sangre de San Pantaleón

Pantaleón (significa en griego "el que se compadece de todos").Médico nacido en Nikomedia (actual Turquía). Fue decapitado por profesar su fe católica en la persecución del emperador romano Diocleciano, el 27 de julio del 305.
Lo que se sabe de San Pantaleón procede de un antiguo manuscrito del siglo VI que está en el Museo Británico. Pantaleón era hijo de un pagano llamado Eubula y de madre cristiana. Pantaleón era médico. Su maestro fue Euphrosino, el médico mas notable del imperio. Fue médico del emperador Galerio Maximiano en Nicomedia.
Conoció la fe pero se dejó llevar por el mundo pagano en que vivía y sucumbió ante las tentaciones, que debilitan la voluntad y acaban con las virtudes, cayendo en la apostasía. Un buen cristiano llamado Hermolaos le abrió los ojos, exhortándole a que conociera "la curación proveniente de lo más Alto", le llevó al seno de la Iglesia. A partir de entonces entregó su ciencia al servicio de Cristo, sirviendo a sus pacientes en nombre del Señor.





En el año 303, empezó la persecución de Diocleciano en Nikomedia. Pantaleón regaló todo lo que tenía a los pobres. Algunos médicos por envidia, lo delataron a las autoridades. Fue arrestado junto con Hermolaos y otros dos cristianos. El emperador, que quería salvarlo en secreto, le dijo que apostatara, pero Pantaleón se negó e inmediatamente curó milagrosamente a un paralítico para demostrar la verdad de la fe. Los cuatro fueron condenados a ser decapitados. San Pantaleón murió mártir a la edad de 29 años el 27 de julio del 304. Murió por la fe que un día había negado. Como San Pedro y San Pablo, tuvo la oportunidad de reparar y manifestarle al Señor su amor.


Las actas de su martirio nos relatan sobre hechos milagrosos: Trataron de matarle de seis maneras diferentes; con fuego, con plomo fundido, ahogándole, tirándole a las fieras, torturándole en la rueda y atravesándole una espada. Con la ayuda del Señor, Pantaleón salió ileso. Luego permitió libremente que lo decapitaran y de sus venas salió leche en vez de sangre y el árbol de olivo donde ocurrió el hecho floreció al instante. Podría ser que estos relatos son una forma simbólica de exaltar la virtud de los mártires, pero en todo caso, lo importante es que Pantaleón derramó su sangre por Cristo y los cristianos lo tomaron como ejemplo de santidad.
En Oriente le tienen gran veneración como mártir y como médico que atendía gratuitamente a los pobres. También fue muy famoso en Occidente desde la antiguedad.
Se conservan algunas reliquias de su sangre, en Madrid (España), Constantinopla (Turquía) y Ravello (Italia).

El Milagro de su sangre

Una porción de su sangre se reserva en una ampolla en el altar mayor del Real Monasterio de la Encarnación en Madrid de los Austrias, junto a la Plaza de Oriente, Madrid, España. Fue tomada de otra más grande que se guarda en la Catedral italiana de Ravello. Fue donada al monasterio junto con un trozo de hueso del santo por el virrey de Nápoles. En Madrid lo custodian las religiosas Agustinas Recoletas dedicadas a la oración. Hay constancia de que la reliquia ya estaba en la Encarnación desde su fundación en el año 1616.
La sangre, en estado sólido durante todo el año, se licuefacciona (o ocurre el fenómeno de licuefacción), como la sangre de San Jenaro, sin intervención humana. Esto ocurre en la víspera del aniversario de su martirio, o sea, cada 26 de julio. Así ha ocurrido cada año hasta la fecha hace ya, 1707 años de su martirio.