Cathonys

Cathonys
Mushofutbol

diumenge, 5 de desembre de 2010

La RFEF admite que quiso aplazar el partido

Mundo deportivo: Redacción
La jornada de ayer fue pródiga en reacciones. La más reveladora fue la que ofreció la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), confirmando que el Barça procedió desde el viernes de acuerdo con sus directrices. Jorge Pérez, secretario general de la RFEF, así lo admitió a RAC1. "Por teléfono le dijimos al Barça que si no puede viajar se jugaría el domingo a las cinco, en contacto con la LFP. Al hablar con Osasuna, nos dicen que no están de acuerdo en aplazar y por eso comunicamos al Barça que el partido se debe jugar según lo previsto". Pérez admitió también que fue "una iniciativa de la Federación lo de cambiar la fecha", aunque luego variaron de opinión. Lo más extraño es que llegó a reconocer que Osasuna "nunca estuvo de acuerdo" en cambiar el partido al domingo, algo que también conocía la LFP. El federativo acabó diciendo que todas las comunicaciones con el Barça "fueron telefónicas" salvo la última, "a las cuatro de la tarde", para corroborar que el partido se jugaría el sábado.
La reacción más escueta y a la vez la más categórica de todas la dio su técnico, José Antonio Camacho, en la puerta del hotel de Osasuna. "¿Que no se juega? Ya verás como a las siete están aquí". Falló con el reloj, pero no con el pronóstico. En una nota oficial, Osasuna reiteró que el partido se jugaría a la hora prevista porque "no existe ningún elemento que pueda llegar a justificar la modificación". En esa línea se expresó su presidente Patxi Izco, quien llegó a amenazar con un plante: "Osasuna no se hubiera presentado si hubieran puesto el partido el domingo", dijo. Izco afirmó que la Federación no consultó a Osasuna y que "ha habido un exceso de confianza del Barça con lo que le manifestó AENA, según me dijo Sandro Rosell por la mañana". "El Barça tuvo medios suficientes el viernes o el sábado para llegar. Debió salir a las doce en vez de a las cuatro".
Los jugadores rojillos también opinaron. A mediodía, Walter Pandiani avanzó en 'facebook' un supuesto boicot: "Los jugadores estamos indignados. Apoyamos a nuestro presidente, no nos presentaremos mañana". Juanfran calificó en su twitter de "vergüenza si finalmente no jugamos". El capitán Patxi Puñal afirmó que "de habernos ocurrido esto a nosotros, seguro que habríamos salido dos días antes de viaje".
------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Tras estas declaraciones de Jorge Pérez, espero que presente la dimisión irrevocablemente. Es evidente que Rosell tambien tiene su parte de culpa como lo ha reconocido. Pero lo que no se debe permitir es que a las 12:00 digan que se jugara el domingo a las 17:00 h y no se consulte con los dos equipos implicados, con lo cual ha generado todo este follón.
Como dice Pep, parece que hemos quedado como los malos, cuando lo único que hizo el Barça es seguir todos caminos legales para viajar hasta Pamplona y más si es la propia RFEF y Jorge Pérez los que facilitan ese aplazamiento... que se podia pedir por una causa excepcional, como marca el reglamento de la RFEF. Todo lo demás que viene desde la Caverna Merdiatica, es lo que es... un escozor interior por una derrota tan contundente como la que hubo el lunes y fue tan contundente que ni pudieron utilizar su "Villarato" famoso, para intentar desvirtuar los triunfos del Barça en la liga, en Europa o en el Mundo.
Ayer el Barça a pesar de todo hizo lo que tenía que hacer y es ganar y convencer, cosa que otros equipos que parecían que se iban a comer el mundo, por ahora no han demostrado nada... Y para más INRI, para estos "juntaletras" de la prensa madrileña... tres jugadores del Barça coparan el podium del Balon de Oro, que les queda más por sufrir?