Cathonys

Cathonys
Mushofutbol

diumenge, 31 d’agost de 2014

El Barça, campeón de la Supercopa ASOBAL de balonmano

Sport

Destacó el gran encuentro del joven central del Fraikin Granollers Álvaro Ruiz, exjugador azulgrana, que ha llevado a su equipo en volandas, con siete goles en su haber, y también al meta del FC Barcelona Gonzalo Pérez de Vargas, clave de la recuperación de los barcelonistas al final de la primera mitad.
Los vallesanos aprendieron de su severa derrota ante el Barcelona en la Supercopa de Catalunya (37-22) y salieron con un ritmo de ataque lento y repliegue ordenado con una defensa en 'seis-cero' con tres 'torres' muy sólidas en el centro: Guilherme Valadao, Niklas Grundsten y Marc García, junto a un buen repliegue que impedía los contragolpes barcelonistas.
Esto provocó que el Granollers tuviese mejor balance ofensivo y , además, hacía jugar al Barcelona con lentitud, además de hacerle fallar en la línea de pase con lo que el marcador empezó a ser favorable a los de Carlos Viver (3-6, m.9) después de buenas acciones de Juan de Arco.
El Barcelona empezó a tener más fluidez en ataque y de la mano de Shiarhei Rutenka empató la contienda (7-7) pero los vallesanos volvían a irse arriba de la mano del brasileño Guilherme Toledo (8-11, m.16) y Xavi Pascual daba entrada el joven meta Gonzalo Pérez de Vargas y comenzaba sus rotaciones.
Aún así, el Granollers se mantenía arriba con un Niklas Grundsten muy acertado (11-14, m.26) y el técnico azulgrana pedía tiempo. Pérez de Vargas paraba una pena máxima a Alvaro Ruiz y Toledo debía irse al banco, lesionado en el tobillo izquierdo y los azulgrana por medio de Rutenka y Kiril Lazarov sumaban un parcial de 3-0 y empataban al final del primer tiempo (14-14).
El Barcelona salía en la segunda mitad en defensa 'seis-cero' y merced a una mejor intensidad defensivo, con Pérez de Vargas en racha, aceleraba el ritmo y con cinco contragolpes casi consecutivos de Gudjon Sigurdsson (2) y Víctor Tomás (3) le daba la vuelta al marcador con un parcial de 6-2 (20-16, m.37) y obligaba a Viver a pedir tiempo.
Esto serenó a sus hombres y las buenas paradas del meta serbio Dimitrije Pejanovic junto al pundonor y acierto del central Alvaro Ruiz lograba corta la racha barcelonista (21-20, m.43 y 22-21, m.44). Tras un gran desgaste físico, sin Toledo en toda esta segunda mitad, el Granollers iría perdiendo fuerza ante un Barcelona que mantenía una gran nivel físico y de juego (26-22, m.49).
Los vallesanos se veían superados por una gran actuación del extremo izquierdo islandés Gudjon Valur Sigurdsson, Kiril Lazarov y Víctor Tomás (29-24, m.53) y el gran esfuerzo físico y derroche de pundonor del pivote sueco Niklas Grundsten y de Alvaro Ruiz, 14 goles entre ambos, les pasaba factura ante un Barcelona con más recursos y con un Gonzalo Pérez de Vargas estelar (15 paradas en 43 minutos en pista).

 El Fraikin Granollers es uno de los pocos equipos en el balonmano nacional que es capaz de complicarle la vida al Barça. Tal vez por esa rivalidad eterna, hace que jueguen al 200% contra nosotros lo que hace que estos partidos sean del agrado del aficionado tanto del que esta en la pista... como el que lo ve desde casa
Felicidades a los chicos por este nuevo título para las vitrinas blaugranas y ahora a comenzar la Liga Asobal... 


El filial y el árbitro contribuyen a la derrota arlequinada

Partido con tintes muy caseros por parte del árbitro, que permite al filial blaugraba inagurar el casillero de victorias en la Liga Adelante y que permite que el CE Sabadell, ocupe la última posición por sus dos derrotas consecutivas ante el Real Betis y el FC Barcelona B

Alineaciones:

Barcelona Ortolà; Patric, Diagné, Edgar Ié, Lucas (Cámara); Samper, Halilovic (Gumbau), Grimaldo; Adama Traoré, Dongou, Joan Román (Bicho)
Sabadell:  Nauzet Pérez; Cristian García, Martí Crespí, Kiko Olivas, Víctor Espasandín (Aridai), Eguaras, Javi Hervás, Sotan, Gato (Carlos Hernández), Collantes, Raúl Tamudo (Riau?
Goles:  0-1 Kiko Olivas, 1-1 Joan Roma [p], 2-1 Dongou, 3-1 Dongou

Ayer el Sabadell hizo un penalty y le pitaron dos, pero el hecho de jugar con 10 desde casi el principio con la calor de agosto agota. El planteamiento de Eusebio nuevamente fue fatal, que tiene dos o tres jugadores que juegan solos (los extremos y el Croata) vale, pero es con la llegada de Sandro se asentará el equipo. El Sabadell con 11 hubiera sido otro. Y ayer es uno de esos días en los cuales me siento con el corazón dividido