Cathonys

Cathonys
Mushofutbol

dimarts, 21 de maig de 2019

Cap. 5848: Manuel Badenes Calduch (2007)

Nacio en Castellón, el 30 de noviembre de 1928 - Fallece en Castellón, el 26 de noviembre de 2007. Conocido en el mundo del deporte como Manolo Badenes, fue un futbolista valenciano que jugaba de delantero.
Comenzó a practicar el fútbol de pequeño en las inmediaciones del Parque Ribalta. Su primer equipo fue precisamente el Peña Ribalta. Con 15 años entró en las categorías inferiores del CD Castellón. Dos temporadas después debutaba con el primer equipo, que entonces jugaba en la Primera división. Fue el 3 de noviembre de 1946 en El Sequiol ante el CE Sabadell. Badenes contribuyó con un gol en la victoria albinegra por 4-0. Tan sólo disputó once partidos de Liga y ninguno en la Copa. Ese año el club ponía punto final a su etapa más gloriosa en la máxima categoría, pero Badenes empezaba su.

Sus actuaciones no pasaron desapercibidas para los grandes equipos del fútbol español. Con la mediación de Basilio, fichó aquella temporada por el Barça, a pesar de que primero debía reunirse con un representante del CF Valencia. Con el equipo blaugrana ganó dos ligas y una Copa Latina, a pesar de que sus oportunidades a los partidos oficiales fueron mínimas. Badenes, pero, marcó 28 goles en los 26 partis que jugó con el Barça, teniendo en cuenta los amistosos. La temporada 1949/50 se marchó cedido al Real Zaragoza de segunda división, aprovechando que tenía que hacer el servicio militar en la capital aragonesa.

Finalmente se fue a defender colores de los CF Valencia para sustituir Mundo, máximo goleador de la historia del club. Badenes no gozó de tanta popularidad como el ariete vasco, aunque sus números fueron, como siempre, extraordinarios: 103 goles en 111 partidos oficiales, 89 en 96 de ellos en liga. Lo más recordado por la afición de Mestalla tuvo lugar en 1951 en un partido ante el Atlético de Madrid. Badenes superó el portero Marcel Domingo y el defensa Aparicio sólo con tres golpes de cabeza y sin dejar que el balón saltara al césped, antes de marcar a placer. Con el club valencianista ganó una Copa de España, pero tuvo que marcharse en 1956 al perder la titularidad ante Wilkes y por discrepancias con la situación deportiva de su hermano Virgilio, entonces jugador del Mestalla.

Posteriormente jugó en primera para el Real Valladolid y el Sporting. Con los castellanos obtuvo en 1958 dos galardones individuales: el Trofeo Pichichi (compartido con Di Stefano y el valencianista Ricardo) y el Trofeo Patricio Arabolaza, al jugador que mejor reprenta la furia española. En Gijón, a pesar de perder la categoría el primer año, es recordado por marcar el gol número 1.000 del club en un partido de Segunda, ante el Racing de Ferrol.

El año siguiente Badenes volvió a CD Castellón para continuar jugando en la segunda división. Volvió a compartir vestuario con Virgilio, conocido futbolísticamente en aquella etapa como Badenes II. Su rendimiento individual fue muy remarcable. Sin embargo, no pudo evitar el segundo descenso en las dos campañas que jugó para el equipo de su tierra. Para cerrar su vida deportiva jugó un año más como aficionado al Oliva.