Se inagura la Nova Creu Alta (I)

Parece ser que el alcalde de la época, Josep Borrull era un entusiasta del deporte y gran amigo de Joan Antoni Samaranch. A ellos dos se debe el "nombramiento de Sabadell ciudad piloto del deporte español" en la década de los '60. Con el equipo en la máxima categoría, sus aficionados crecían, y aquél pequeño y viejo estadio (la "Vella" Creu Alta) se hacía insuficiente para albergar a tanta gente. El club, junto con el ayuntamiento, decidió construir otro estadio más grande y más moderno. Este se llamaría Nova Creu Alta, en honor al antiguo.
La "Nova" Creu Alta fue un encargo del Ayuntamiento, al arquitecto oficial del Ayuntamiendo, Gabriel Barcons, su coste fue de 27 millones de las antiguas pesetas. La Nova Creu Alta era un estadio municpal y el CE Sabadell, para jugar en el estaba de alquiler.
La inaguración fue el 20 de agosto de 1967, y para inagurarlo se invitó al FC Barcelona.